A 25 años del asesinato de Jeannette Kawas, Honduras tiene pendiente garantizar justicia

El 06 de febrero de 1995, Blanca Jeannette Kawas Fernández fue asesinada como represalia a su labor de defensa de los derechos humanos y el medioambiente tras denunciar casos de explotación maderera ilegal y oponerse públicamente a diversos proyectos económicos en la Península de Punta Sal. 25 años después, su caso, como el de cientos de ambientalistas asesinados en Honduras, se mantiene en total impunidad.

En 2009, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) declaró la responsabilidad internacional del Estado hondureño por violar el derecho a la vida de la defensora e incumplir su obligación de investigar y juzgar el caso de manera diligente. En su sentencia, el Alto Tribunal ordenó una serie de medidas de obligatorio cumplimiento para Honduras, entre ellas: llevar a cabo los procesos penales correspondientes, y en su caso, sancionar a los responsables; ejecutar una campaña de concientización y sensibilización sobre la importancia de la labora de las personas defensoras del medio ambiente; así como levantar un monumento en memoria de la defensora ambientalista y realizar la rotulación del parque nacional que lleva su nombre. Al día de hoy, estas medidas permanecen pendientes de cumplimiento.

En este nuevo aniversario de los hechos, las organizaciones que conforman la Mesa de Seguimiento al Cumplimiento de las Sentencias y Resoluciones de la Corte IDH (Mesa de Seguimiento) conmemoran la vida y el trabajo de Jeannette Kawas e instan al Estado hondureño a cumplir con las medidas pendientes de manera inmediata.

Como lo ha hecho la Corte Interamericana, reconocen que el asesinato de Jeannette Kawas y la impunidad que rodea su caso, resultan en un efecto amedrentador para otras personas que se dedican a la defensa del medio ambiente, la tierra o el territorio en Honduras. En uno de los países más peligrosos del mundo para las personas ambientalistas, investigar, juzgar y sancionar a todos los responsables de este asesinato resulta fundamental para romper con la impunidad instalada en el país y garantizar que hechos como este no se repitan.

En octubre de 2019, el Tribunal Interamericano emitió una resolución de supervisión de cumplimiento de la sentencia del caso, ordenando al Estado que adopte a la mayor brevedad las medidas necesarias para cumplir con las reparaciones pendientes. Así, instó al Estado a construir el monumento y rotular el parque nacional conforme las consideraciones de la familia y sus representantes, quienes han destacado la necesidad de que ello se realice en la municipalidad de Tela, en sitios que den la mayor visibilidad e impacto a la preservación de la memoria de Jeannette Kawas.

Finalmente recuerdan que la sentencia dictada por la Corte IDH en el caso tiene un valor histórico, al reconocer por primera vez que “existe una relación innegable entre la protección del medio ambiente y la realización de otros derechos humanos”.

La Mesa de Seguimiento se conformó como un esfuerzo conjunto de actores nacionales e internacionales que buscan contribuir a que Honduras mejore su sistema normativo, a que se haga justicia y que las violaciones de derechos humanos no se repitan. Su objetivo es monitorear la implementación de las sentencias y resoluciones de la Corte IDH, con el fin de señalar sus avances y demoras e informar a la sociedad hondureña y al Tribunal regional sobre la capacidad y voluntad estatal para darle cumplimiento a tales sentencias y así garantizar su efectivo cumplimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.