Critican ineptitud de autoridades penitenciarias en Honduras

Tegucigalpa, (Prensa Latina) La directora del Centro de Prevención, Tratamiento y Rehabilitación de Victimas de la Tortura en Honduras, Alba Mejía criticó hoy la ineptitud de quienes han dirigido el sistema penitenciario hondureño.

La defensora de los derechos humanos dijo a la prensa que los policías y militares, por su formación, no tienen competencia para actuar en centro penales.

Tales declaraciones tienen lugar en el contexto de los últimos hechos sangrientos y la decisión del gobierno de suspender a las autoridades del Instituto Nacional Penitenciario de sus funciones, al tiempo que entregó el control de las cárceles a las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional.

A 'este gobierno no le interesa la población privada de libertad porque para ellos son los residuos, basura social, ya que eso puede ser una buena política para descongestionar los centros', dijo Mejía.

En su opinión, el presidente del país, Juan Orlando Hernández, mintió cuando dijo que iba a decretar un indulto para sacar a cinco mil personas.

Hay más de mil personas que pudieran estar fuera con su familia cumpliendo penas de trabajo comunitario 'si tuviéramos gobiernos sensibles a los que es la privación de libertad', reseñó el diario Confidencial.

La crisis del sistema penitenciario de Honduras a pesar de ser conocida, se evidenció aún más el fn de semana pasado cuando 19 presos murieron durante un motín en la cárcel de El Porvenir, en la zona central del país.

Fue el segundo incidente de este tipo en menos de 48 horas, luego de que otra reyerta el viernes dejara 18 fallecidos y una veintena de heridos en el penal de Tela.

Antes, la semana pasada, una trifulca en un penal de máxima seguridad en la zona oriental del país, dejó cinco reos muertos.

Asimismo, cuatro adolescentes murieron y otros tres resultaron heridos en un enfrentamiento en un centro de reclusión de menores a inicios de este mes.

Las cárceles de Honduras con capacidad para unos ocho mil internos, tienen un promedio de 20 mil presos, por lo que el país es uno de los de mayor hacinamiento carcelario en Centroamérica, buena parte son pandilleros y personas sin un proceso judicial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.