Facebook involucra a JOH y empresa israelí en propaganda sucia

Lo más llamativo de la operación en Latinoamérica es cómo se buscaba irritar y polarizar la opinión, sobre todo en Honduras, un país... que lleva viviendo una crisis democrática durante años

La vanidad con que Archimedes Group promociona su sitio web duró hasta el pasado jueves 16 de mayo, cuando Facebook vetó a esta compañía israelí y sus subsidarias por "violar repetidamente la política de tergiversación, entre otras, y viralizar comportamientos ficticios", como anunció la red social en un comunicado.
En total, la firma de Mark Zuckerberg eliminó 65 cuentas de Facebook, 161 páginas, 23 grupos, 12 eventos y 4 perfiles de Instagram que se coordinaban para diseminar contenido sesgado sobre política latinoamericana, africana y surasiática.
"Estas cuentas se representaron a sí mismas como locales, incluyendo organizaciones de noticias, y publicaron supuesta información filtrada sobre políticos" escribió en un post Nathaniel Gleicher, Jefe de políticas sobre ciberseguridad de Facebook.
Todas estas cuentas sumaban alrededor de 2.8 millones de usuarios y Facebook estima que US$ 812.000 fueron inyectados en publicaciones que aparecieron entre 2012 y 2019.
Dicho monto fue pagado en dólares americanos, shekels israelíes y reales brasileños, aunque, de momento, no se han encontrado vínculos con los comicios generales que le dieron la victoria a Jair Bolsonaro en 2018, los que no estuvieron exentos del debate sobre la propagación de fake news.
BBC News Mundo contactó a Facebook para obtener más información sobre esos pagos, pero la empresa se limitó a referir a la información disponible en su blog.
Pero, ¿cómo y dónde operaba Archimedes Group?
"Cambiar la realidad"
Pocas horas después de su veto, Archimedes Group comenzó a borrar de su web bloques de texto en los que admitía "emplear toda herramienta y ventajas disponibles para cambiar la realidad de acuerdo a los deseos de sus clientes".
Lo que si no borró esta compañía con sede en Tel Aviv, Israel, es la foto con la que anuncia su presencia en América Latina: una concentración en Venezuela.
Por el momento, sin embargo, no se conocen relaciones entre la actividad del grupo y la política venezolana.
Pero no sucede lo mismo con Honduras, país latinoamericano objeto de muchas de las cuentas a las que tuvo acceso el Digital Forensic Research Lab (DFRLab), una organización de analistas e investigadores de fake news.
Y todo indica que Archimedes Group puso toda su artillería al servicio de la desinformación en Honduras, por ejemplo, con la creación de portales de noticias falsos.
Es el caso de Diario HN (Diario de Honduras), creado el 11 de octubre de 2018 y con más de 30.000 seguidores al momento de su clausura, el que acostumbraba difundir comunicados "oficiales" a través de ads, es decir, contenido pagado.
"Una práctica bastante común, también en otros países", asegura Luiza Bandeira, asistente de investigación en DFRLab.
"Lo más llamativo de la operación en Latinoamérica es cómo se buscaba irritar y polarizar la opinión, sobre todo en Honduras, un país con uno de los índices más altos de violencia del mundo y que lleva viviendo una crisis democrática durante años", le dijo Bandeira a BBC Mundo.
En diciembre de 2018, la Organización de Estados Americanos (OEA) recomendó a Honduras la repetición de los comicios celebrados el 26 de noviembre tras encontrar "falta de certezas" en la estrecha victoria del candidato del Partido Nacional Juan Orlando Hernández sobre sus rivales Salvador Nasralla y Luis Zelaya.
Precisamente, otras de las páginas removidas por Facebook fueron "Mi Presidente JOH", con apoyo explícito a las políticas de Hernández y Dios me libre, crítica con Zelaya, candidato del Partido Liberal. (Tomado de BBC Mundo)

Noticias Honduras

Noticias de Honduras, derechos humanos, libertad de prensa y medioambiente, entre otros que normalmente no publican otros medios de comunicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.